Wilmer Ruperti


Intolerantes a la contaminación son los plecópteros

Plecóptero

Poco comunes son los plecópteros aunque existen más de 1.700 especies registradas en el mundo. Se encuentran cerca de las vertientes o los lagos, ya que las ninfas son acuáticas hasta alcanzar la etapa adulta, a través de un proceso de hemimetamorfosis por el cual llegan a ser insectos voladores, pasando ante de hacer una vida adulta terrestre por sucesivas transformaciones ecdisis.

Las plecópteras ninfas son comedoras de vegetales como hojas o cazadoras de otros artrópodos acuáticos,  por lo que cuentan con un aparato bucal masticador. Tienen largos cercos y antenas, de cuerpo aplanado, los adultos poseen cuatro alas membranosas que en reposo se pliegan sobre el abdomen, quizás lo más interesante de estos insectos es que son intolerantes a la contaminación, por lo que son buenos indicadores de aguas de excelente calidad en los lugares donde se encuentran.

 

Por: Wilmer Ruperti

Anuncios


Los colémbolos: habitantes típicos del suelo

Colémbolo

Los colémbolos son artrópodos de pequeño tamaño (de 0,25 a 8 mm) que junto a Dipluros y Proturos son agrupados como Hexápodos entognatos. Su posición sistemática es objeto de discusión y muy recientemente se ha sostenido que pueden estar más próximos a los Crustáceos que a los insectos. Son artrópodos primitivos y presentan características únicas que los definen como grupo (órgano saltador o furca, etc.). Es un grupo muy antiguo, conocido desde el Devónico (400 m.a.). Probablemente el primer hexápodo fósil que se conoce sea Rhyniella praecursor, un colémbolo.

Son habitantes típicos del suelo, donde desarrollan todo su ciclo biológico. Junto a los ácaros oribátidos son los artrópodos dominantes en el suelo, encontrándose tanto en zonas superficiales como profundas. Presentan una gran densidad y diversidad. Como fauna edáfica, son un componente fundamental de la regulación del suelo, contribuyendo a la degradación de la materia orgánica y participando en complejas relaciones entre microfauna (incluyendo la actividad microbiana) y microflora.

Por: Wilmer Ruperti